S?bado, 13 de julio de 2013

“UNOS Y OTROS”

  1. 1.       Introducción:
  • Génesis 12: 2-3.
  • Desde el llamamiento de Abraham y aún antes nos podíamos remontar, Adán y Eva, Dios llama para traer algo que afecta a más de una sola persona. En este caso cuando Dios llama a Abraham lo hace teniendo en mente al pueblo de Israel y a todos los pueblos del mundo.
  • Demasiadas veces, llevados quizás por nuestra tradición protestante, hacemos una lectura del texto bíblico en clave individual, cuando en realidad siempre hemos de hacerlo con una visión colectiva.
  • En la antigüedad, Dios escogió al pueblo de Israel para ser su testimonio en medio del resto de las naciones. Las demás debían tener una muestra palpable de que Dios era real y tenía un propósito de bendición y salvación para ellos también (Nínive y la historia de Jonás).
  • Cuando Jesús vino y comenzó su ministerio escogió a doce para que le acompañasen desde el principio (Lucas 5). Ellos debían ser testigos de todo lo que iba a suceder y transmitirlo luego a todas las naciones (Hechos 1: 8).
  • El término nación siempre ha simbolizado no un lugar geográfico sino un grupo humano más o menos amplio.
  • Y, ¿cómo se comportó la iglesia desde el principio? Como una auténtica comunidad donde todos tenían todo en común (Hechos 2).
  • Lo realmente transformador del principio de la historia de la iglesia es cómo mediante el poder del ES fueron capaces de superar las barreras de las naciones y establecer una hermandad cuyo único vínculo era Jesús.
  • Anécdota de las Euroconferencias de Exploradores del Rey.
  • Proverbio: “Se quieres llegar pronto ve sólo, pero si quieres llegar lejos ve acompañado.”
  • En la época de crisis profunda que estamos viviendo vemos lo que puede suponer unirse para conseguir un fin: detener un desahucio, ayudar a los necesitados (campaña de recogida de comida de Mensajeros por la paz), etc…
  • ¿Y nosotros? ¿Vivimos pensando en los demás? O con mis problemas tengo suficiente.
  • En esta mañana veremos lo que la Biblia nos habla al respecto.
  1. 2.       Desarrollo:

2.1. Intercediendo unos por otros.

  • Éxodo 28: 12 y 29.
  • En estos versículos leemos como era una parte de la vestidura de los sacerdotes. En concreto el efod, que les servía como túnica (según unos era una pieza cuádruple, para otros un chaleco o blusa y otros piensa que era como un delantal), tenía un adorno especial. Debía llevar dos piedras en las cuales estaban grabados los nombres de las doce tribus.
  • Esto servía al sacerdote para cuando iba delante de la presencia de Dios recordar que su misión era acordarse de todo el pueblo.
  • Es una imagen bastante representativa. Mirando su propio vestido se acordaba del resto del pueblo.
  • Es verdad que el sistema sacrificial está abolido por Cristo pero esta idea tiene vigencia en su significado profundo. En principio con un claro mensaje para los líderes de la iglesia.
  • Ahora todos somos reyes y sacerdotes (Apocalipsis 1: 6) y por lo tanto todos estamos llamados a traer a nuestra memoria a los demás en nuestras oraciones.
  • Pablo expresa algo similar en: 1ª Tesalonicenses 1: 2 y 3. Pablo se acordaba de aquellos a los que había compartido y cuando estaba lejos oraba por ellos.
  • Efesios 6: 18. Es una instrucción por todos y para todos.
  • Hagamos esto, siendo partícipes de las situaciones de los demás y acordándonos en nuestras oraciones aunque no debe ser esto lo único que hagamos por ellos.
  • Aprovechemos los tiempos del Martes de forma especial para esto y agradezco al grupo de intercesión por el gran trabajo realizado en este aspecto.

2.2. Ayudando a los demás.

  • Mateo 25: 31- 46.
  • En el momento del juicio el Señor nos ha dicho a quienes va a premiar y porqué. No es porque sean las obras las que salven sino porque no hay salvados sin una vida que lo evidencia (Efesios 2: 8)
  • En la lista que el Señor nos da tenemos el reflejo de preocuparse por los que nos necesitan:

a)      Hambrientos

b)      Sedientos

c)       Extranjeros

d)      Sin ropa

e)      Enfermos

f)       Presos

  • ¿Permaneció Jesús impasible antes estas necesidades? O ¿Se preocupó de ellos?
  • Es una lista bastante exhaustiva de los que están en necesidad y la respuesta clave de Jesús es el vs. 40.
  • ¿Hay necesidad a nuestro alrededor? ¿La hay dentro de la iglesia? ¿Qué hacemos al respecto?
  • Al final oiremos un anuncio dándonos un motivo para hacer algo respecto a esto.
  • ¿Cómo respondemos a la necesidad de los demás?
  • Estamos llamados a salir de nuestra situación únicamente para fijarnos en los demás.

2.3. Qué reine el amor.

  • 1ª Juan 3: 11- 24.
  • Vs. 16: Seguir el modelo de entrega de Cristo. Esa debe ser nuestra regla de comportamiento con los hermanos.
  • El amor no es un concepto teológico sino una evidencia práctica (vs. 17 y 18). Estos textos a menudo se los recetamos a los demás pero su ámbito de aplicación somos nosotros mismos.
  • El amor resuelve conflictos y cubre las faltas.
  • vs. 23: La obediencia a Dios y el amor a los demás está íntimamente relacionado. Están unidos de forma indisoluble.
  • ¿Dejaremos que reine el amor? O ¿reinará el egoísmo?
  1. 3.       Conclusión.
  • Dios nos ha puesto a unos al lado de los otros para que nos ayudemos y desarrollemos lo mejor de nosotros mismos aunque muchas veces sea causa de conflictos.
  • Recordemos a los demás en nuestras oraciones (como piedras talladas en nuestra ropa).
  • Ayudemos a los necesitados.
  • Que el amor reine entre nosotros siempre y en toda circunstancia.
  • Oración.

Tags: comunidad, interceder, ayudar, amor

Publicado por manuelsanchez @ 21:21  | Predicaciones
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios