Lunes, 30 de julio de 2012

SENDAS ANTIGUAS

Predicación 22 de Julio de 2012

…………..

 

TEXTOS BASICOS:

-         Jer 6:16

-         Mt 11:28-30

 

Original Hebreo: “Así dice el Señor: estad en pie por los caminos y mirad y preguntad por sendas de antigüedad: ¿dónde está este camino bueno?"  Y caminad en él y hallad descanso para vuestra alma. Pero dijeron: no andaremos.”

 

1)    INTRODUCCION.- Libro de psicología “Porqué los hombres no escuchan y las mujeres no saben leer mapas”.

Comentar escena que da título al libro.

2)    DESARROLLO.-

No pasa nada por equivocarnos o confundirnos, es uno de los atributos del ser humano.

En un viaje, en un trabajo, en una tarea…todos nos hemos equivocado alguna vez y hemos cometido errores.

El problema y la gravedad llegan cuando aparecen detalles que nos indican el error y aún así nos mantenemos en él, cuando somos avisados y a pesar de ello seguimos en el error.

Cuando eso sucede, nos vamos apartando cada vez más del itinerario correcto y puede que cuando volvamos en sí estemos ya demasiado lejos y sea complicado encontrarlo, de manera que lo mejor es pararse y preguntar; pero esta acción conlleva humildad y tragarse el “ego” porque supone reconocer que nuestra sabiduría ha fallado y nos hemos perdido.

Pero no sólo nos podemos perder en un viaje físico…nuestra propia vida puede estar transitando por un camino equivocado, o aunque dicho camino no lo sea, sí nuestra actitud ante determinada situación.

Algo similar le ocurrió al pueblo de Israel, de tal modo que el Señor tuvo que amonestarles por medio de sus profetas, en este caso Jeremías. Su llamado tuvo lugar en el año 626 a. C. y se prolongó hasta después del año 586 a.C. en el que Jerusalén cayó ante el rey babilonio  Nabucodonosor y Judá fue llevada al exilio en Babilonia; Jeremías desarrolló su ministerio proféticos durantes los reinados de Josías, los 3 hijos de éste, Joacaz, Joacim y Joaquín, y su nieto Sedequías, es decir, durante los últimos 5 reyes de Judá. (ver texto básico en Jer).

Deterioro de los valores señalados por Dios en Israel, y respuesta soberbia ante la Palabra de Jer.

Cuando somos avisados y llegamos a ser conscientes del error y no volvemos a conducirnos de la manera apropiada caemos en la soberbia, y si continuamos de la misma manera llegamos a la obstinación y después a la rebeldía.

Dios tiene una opinión muy clara al respecto:

Stg 4:6  “Dios resiste a los soberbios y da gracia a los humildes”

Pr 8:13  “El temor del Señor es aborrecer el mal; la soberbia, la arrogancia, el mal camino y la boca perversa aborrezco”

Pr 16:8  “Cuando viene la soberbia, viene también la deshonra”

1 Sam 15:23  “Porque como pecado de adivinación es la rebelión, y como ídolos e idolatría la obstinación”.

 

Todos sabemos cual era la consecuencia que traía la adivinación al pueblo de Israel, tanto individual como colectivamente, de manera que queda claro el calibre que tiene esta actitud delante de Dios.

Israel había elegido andar por el mal camino, a pesar de las advertencias del Señor, pero lo curioso es que por medio de Jer se le exhorta a buscar y preguntar por un tipo especial de camino, un “camino bueno” al que se le llama “Senda antigua”; y andar por éste tipo de senda trae un descanso al Alma; no se menciona Santidad, gozo, alegría, prosperidad…ni siquiera dice que quien ande por ese tipo de sendas cumplirá con las demandas del Señor; se indica que produce un “descanso” en el Alma.

El calificativo de “antiguo” muestra que es algo que ya ha sido establecido tiempo atrás; y la palabra hebrea para “antiguo” es OLAM: y tiene connotaciones de viejo, encubierto, escondido, perpetuo…y eterno, desde la eternidad.

¿Puede entenderse que esa senda antigua son una serie de preceptos dados por Dios?

La Ley y los Profetas, que eran los dos pilares sobre los que se asentaba el A.T.

Posiblemente; pero creo que se refiere a algo más, porque ninguno de los dos apuntes anteriores son eternos, y recordemos que éste era uno de los significados de “antiguo”.

 

Entonces… ¿qué  hay que produzca descanso para el alma, sea un camino bueno y a la vez sea eterno y exista desde la eternidad…?

Respuesta: JESUCRISTO

Eternidad de Cristo:

Gen 1:1 “En el principio creó Dios los cielos y la tierra”

Jn 1:1-3  “En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios. Este era en el principio con Dios. Todas las cosas por El fueron hechas, y sin El nada de lo que ha sido hecho, fue hecho”.

Camino bueno:

Jn 14:6  “Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida”

Descanso para el Alma:

Mt 11:28-30  “Venid a mí todos los que estéis cargados…Y hallareis descanso para vuestras Almas…”

 

¿Se refiere a Jesús el texto de Jeremías?

No, pero sí indica que Cristo está presente de una u otra forma durante todo el desarrollo de la Biblia, aún en el AT (Jn 5:46 “porque si creyereis a Moisés me creeríais a mí, porque de mí escribió él&rdquoGui?o, de manera que según palabras del mismo Jesús, El ya está siendo anunciado en el AT.

De manera que, todo, absolutamente todo lo que trae cansancio, agotamiento, carga y angustia a un alma puede ser tocado por Cristo, de forma que parase y preguntar por la senda antigua y andar por el buen camino que trae descanso al alma, es preguntar por Jesús, el buen camino por excelencia, y así encontrar el descanso que sólo El proporciona.

El nos va a llevar siempre a la Palabra, jamás nos llevará a algo que la contradiga o algo distinto a ella.

Pero… ¿qué puede traer agotamiento, cansancio  y carga a un alma?

A lo largo de un camino, de una vida, hay muchas situaciones y circunstancias que lo provocan; pero hay una en especial, una que nos puede sacar literalmente del buen camino, una que puede trastocar los planes de dios y retrasarlos, que puede estorbar lo que Dios quiera hacer en una vida…o en una Iglesia. (Palabra revelada).

Son las relaciones personales, en este caso, las relaciones entre hermanos.

Como humanos que somos, esas relaciones traen fricción, roces, tensiones, discusiones y falta de armonía; hasta cierto punto eso es lógico y normal, pero cuando se traspasan los límites de lo permitido…aparece la gravedad y el asunto se torna peligroso.

Odio, rencor, resentimiento, situaciones no aclaradas, malos entendidos…se levantan como muros entre hermanos y entorpecen la obra de Dios y su propósito.

Como iglesia, tenemos que estar más unidos que nunca, porque el propósito de Dios para nosotros va a exigir que dependamos unos de otros como quizás no lo hemos estado; pero para que eso suceda, algunas cosas tendrán que cambiar.

 

Es curioso que, hablando de cosas antiguas, que las dos primeras situaciones de tensión y dramatismo que menciona la Biblia se producen en un matrimonio y entre hermanos, y ambas con Dios como testigo:

-         Adán y Eva:

¿Actuaron correctamente en el momento de la desobediencia?

¿Que tenía que haber hecho Adán respecto a su mujer y Eva respecto a su marido?

¿Estaba Adán guardando a Eva?

¿La dejó sola cuando Eva hablaba con la serpiente o estaba presente durante dicha conversación?

Y si estaba presente, ¿por qué no intervino?

¿Por qué se quedó parado, estando presente, cuando Eva comió del fruto?

¿Por qué comió él también?

Sea lo que sea, cuando Dios pidió cuentas, ninguno de los dos aceptó ninguna responsabilidad:

Adán: “la mujer que tú me diste”

Eva: “la serpiente…”

 

Pregunta: ¿Eres responsable de alguna situación tensa con alguno de tus hermanos/as?

¿O prefieres actuar como si estuvieras totalmente libre de dicha responsabilidad, y dejar la carga para el hermano?

¿Tu actitud está trayendo algún tipo de división?

O prefieres pensar que la división la producen otros y tú eres víctima de las circunstancias.

 

-         Caín y Abel:

¿Odio?

¿Rencor?

¿Resentimiento?

¿Envidia?

¿No fueron educados correctamente por sus padres?

¿Sufrieron una desdichada infancia de limitaciones y calamidades?

¿Son víctimas de un hogar desestructurado?

 

El caso es que Caín mató a Abel y tampoco quiso ser responsable: “Yo, guarda de mi hermano...”

 

Pregunta: ¿Sabes que somos guardas unos de otros?

Que tenemos la responsabilidad de bendecirnos

De permanecer juntos

De levantarnos en contra de cualquier tipo de odio, resentimiento, rencor, envidia

 

Estas dos actitudes tuvieron consecuencias muy graves:

 

-         Adán y Eva: Dios los echó del Edén y les dijo “maldita será la tierra por vuestra causa”

-         Caín: “Maldito seas tú de la tierra, que abrió su boca para recibir la sangre de tu hermano Abel…” Y él respondió: “He aquí, me echas hoy de la tierra…”.

 

En los planes originales de Dios no estaba contemplado lo que sucedió, porque eran otros, pero esta situación los trastocó. Para los que creen que una actitud así no trae consecuencias…una advertencia:

1ª Jn 2:9

1ª Jn 4:20

1ª Jn 3:15

Mt 12:25

Ro 16:17

1Co 1:10

1Co 11:18

Tit 3:10

 

El alma que prefiere zambullirse en esta actitud cae, tarde o temprano, agotada, angustiada...envenenada.

¿Te falta el reposo que hay en un corazón que ha venido a Jesús a dejar a sus pies todo lo que puede envenenarle?

 

Sólo hay una forma: Párate en el camino y pregunta por la senda antigua, el buen camino, Jesús, y El traerá el descanso que tu alma necesita. Te mostrará la mejor guía de viajes, una guía que seas hombre o mujer, estarás capacitado para leer y poder escuchar: La palabra de Dios

 

 

SALMO 33.

 

 

                                                  ……………………………

 

 

 

 

 

 


Tags: sendas, Cristo, descanso, alma

Publicado por manuelsanchez @ 22:02  | Predicaciones
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios