Domingo, 06 de febrero de 2011

?

?ELMEJOR REFUGIO.?

1-Introducci?n:

  • Mateo 11: 28.

  • 1? Samuel 2: 2.

  • Salmo 32: 7.

  • En estos textos que hemos le?do a modode introducci?n hay un tema recurrente, Dios es nuestro refugio.

  • Seg?n el diccionario un refugio es ellugar de asilo, acogida o amparo.

  • La imagen que muchos tenemos en mente,sobre todo los que hemos ido por la monta?a son los refugios paraexcursionistas. Despu?s de una larga marcha por un paisaje id?licoel cansancio hace mella, tambi?n el fr?o y el hambre. Es entoncescuando sueles llegar al refugio. Lo primero que agradeces es elcalorcito que hace al entrar, te quitas un poco de ropa, terefrescas, repones fuerzas y puedes descansar para continuar con lasactividades.

Desde el interior del mismo, con un buenfuego el paisaje se disfruta muy bien.

  • Vivimos unos tiempos de gran agitaci?nen todos los sentidos y eso hace que a menudo en nuestro diariovivir tengamos ganar de encontrar un refugio, ese lugar dondedescansar, poder reponer fuerzas y continuar con la lucha. Tenemosla sensaci?n de que en estos tiempos todo cuesta m?s y a menudocuando alguien nos pregunta, respondemos: ?aqu? seguimos,luchando...?

  • No es de extra?ar que este situaci?nunos de los lugares m?s demandados sean los spas y centros derelajaci?n. Que bien que se queda uno despu?s de un recorrido porun circuito estos de aguas y dem?s, por un momento desconectas detodo y te relajas. El problema reside en que tenemos que volver a larealidad y tanto como nuestro cuerpo puede encontrar descanso enestos sitios necesitamos un lugar donde nuestra alma tiene quedescansar.

  • Las sociedades modernas se empe?an ensuplir todas las necesidades que nos podamos imaginar, incluso senos crean necesidades nuevas, pero el descanso para nuestro esp?ritus?lo Dios nos lo puede dar.

  • En estos momentos es donde debemospararnos y comprender que Dios es el refugio que necesitamos, paraque podamos:

    a) Cobijarnos.

    b) Sentirnos seguros.

    c) Descansar.

  • Tambi?n es en estos momentos donde m?sque nunca debemos anunciar a los dem?s, que no tienen una relaci?nestrecha con Dios, que s?lo hay un refugio al que acudir siempre yese es Dios.

  • Este mundo est? regido por el pecado,las leyes son injustas en muchos casos y los que dirigen (pa?ses,empresas y otras organizaciones) no lo hacen conforme a losmandamientos divinos, por eso, Dios sabedor de esa situaci?n haprovisto de lo que necesitamos para poder no s?lo sobrellevar sinovivir con abundancia la vida en esta tierra.

2-Desarrollo:

  1. ?
    1. Cobijo.

  • Leer Salmo 71: 1- 3.

  • Hay un c?ntico tradicional que dice:?dulce refugio en la tormenta es Jesucristo el Salvador...?.

  • El primer beneficio de un refugio es quenos da cobijo. Un lugar que nos protege del fr?o que hace fuera odel excesivo calor. Que bien que se est? en casita mirando por laventana como el viento azota los ?rboles o como cae la nieve. Sonmucho los d?as cuando al abrir la puerta de casa y nos da el fr?oque hace fuera nos dan ganas de volvernos al calor del hogar (lapalabra hogar viene del fuego que hab?a anteriormente en el centrode las casas).

  • Dios es nuestro cobijo, a qui?n podemosacudir para protegernos de las dificultades que nos acechan:enfermedades, problemas econ?micos, sentimentales, soledad, miedo,etc.

  • David tuvo una vida llena de muchasvivencias y han quedado reflejadas en la Biblia par nuestroprovecho. Fue ungido como rey y desde entonces fue perseguido hastaquerer acabar con su vida, aunque despu?s Dios cumpli? su promesa.En tiempos de persecuci?n escribi? muchos salmos similar al quehemos le?do.

  • Dios es el lugar al que David ped?apoder acudir siempre. Expresar nuestros sentimientos delante de ?ly pedirle ayuda es lo que debemos hacer.

  • Lo m?s importante es que Dios puede darla orden de salvarnos (vs. 3). ?Porqu? no lo hace ahora? A eso notenemos respuesta, porque Dios dej? que Job sufriera, que Danielfuera echado al foso, que Jes?s fuera crucificado o que muchosmurieran por su nombre. No lo entendemos ni lo entenderemos peromientras estamos en tormenta acudamos a su ?cobijo?.

  • Si est?s pasando por momentos dedificultad recuerda que el Se?or es tu cobijo, a ?l puedes acudir.Ora como no lo has hecho nunca, lee la biblia, busca a tus hermanosen la fe y a tus l?deres.

  • La oraci?n no es terapia ni meditaci?n,es cuando nuestro esp?ritu se comunica con Dios y recibimosespiritualmente los beneficios que materialmente recibimos en unrefugio.

  1. ?
    1. Seguridad.

  • Salmo 71: 5.

  • Vivimos tiempos de escasa seguridad. Sonpocos los referentes que permanecen invariables a trav?s del tiempoy eso provoca mucha inquietud.

  • Debemos recordar que Dios es nuestraseguridad, de la misma forma que un refugio nos protege de lospeligros exteriores, Dios es la seguridad plena de nuestra vida.

  • Seguridad y confianza se emplean comosin?nimos en algunas traducciones de este texto. David sab?a queen Dios pod?a estar seguro y confiar.

  • Son numerosos los textos del AT en loscuales Dios se dirige a su pueblo para hacerles entender que cuandollegasen a la tierra prometida habitar?an seguros, libres de lospeligros de los pueblos vecinos. La historia de Israel nos ense?aque vivieron seguros cuando obedecieron a Dios y cuando no lohicieron se vieron sometidos a luchas, derrotas y muchos problemas(Lev?tico 25: 18).

  • Hoy en d?a, sabemos una cosa segura ycierta, que Dios nos ha prometido la vida eterna a los que creemosen su nombre: Juan 3: 36.

  • ?Podemos entonces estar seguros aqu??No todos y no siempre. Dios nos puede librar de peligros pero no deotros y eso no lo entendemos. El ejemplo m?s claro son los hermanosperseguidos por la fe y llevados al caso extremo del martirio,?acaso Dios no es su seguridad tambi?n?

  • ?A qu? nos referimos entonces? A laseguridad espiritual. La plena la tendremos cuando Cristo vuelva einstaure su reino.

  1. ?
    1. Descanso.

  • Mateo 11: 28.

  • ?Est?s cansado? Posiblemente tengasmuchos motivos para ello, yo tambi?n.

  • El estilo de vida al que esta sociedadnos est? llevando, m?s las distancias que nos separan que noshacen perder tanto tiempo m?s las tareas extras al trabajo (enmuchos de nosotros la iglesia) nos hacen llegar hasta la extenuaci?nen muchos momentos.

  • ?Hab?is o?do hablar de las curas desue?o? Es lo que hacen mis hijos muchos Viernes por la tarde. Yo nola he podido practicar nunca pero estoy seguro de que algunas vecesme tirar?a d?as enteros para poder reponerme y se que algunos devosotros tambi?n os pod?is sentir as?.

  • Dios nos conoce de forma tan perfectaque se encargo de dejarnos en el relato b?blico la obligaci?n deldescanso semanal. Nuestro cuerpo necesita ese tiempo pero tambi?nlo necesita de forma m?s importante NUESTRO ESP?RITU.

  • El descanso f?sico se pude obtener conuna buena cama o un buen sill?n pero el descanso de la ansiedad yla preocupaci?n s?lo cuando acudimos a nuestro mejor refugio.

  • Mateo 11: 29 y 30.

  • vs. 29: S?lo debemos llevar la cargaque Cristo nos pone y no otras, si llevamos esa carga (por supuestocon su ayuda) tendremos paz para nuestra alma.

  • vs. 30: Siguiendo a Cristo llevaremosuna vida ligera y liviana.

  • ?Porqu? no se parece nuestra vida aesto? Con cuantas cosas nos cargamos sin preguntar a Dios y luego elpeso se nos hace insoportable y le culpamos a ?l.

  1. ?

      Conclusi?n:

  • Dios es nuestro mejor refugio en lostiempos de dificultad en los que vivimos.

  • ?l nos provee: cobijo, seguridad ydescanso.

  • Busquemos mantener y avivar nuestracomuni?n con ?l: oraci?n, lectura b?blica, comuni?n con loshermanos, participar en los cultos.

  • Prediquemos esto para que otros muchospuedan encontrar el mejor refugio para su vida y nosotros que lotenemos al alcance disfrutemos de ello.

  • Oraci?n.


Publicado por manuelsanchez @ 19:00  | Predicaciones
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios