Domingo, 08 de noviembre de 2009


Filipenses 4:6 (Biblia en Lenguaje Sencillo)

No se preocupen por nada. Más bien, oren y pídanle a Dios todo lo que necesiten, y sean agradecidos.

De conformidad con este pasaje, podríamos afirmar:

  1. Que uno se preocupa por aquello por lo que no ora.
  2. Que uno ora por aquello que más le preocupa.

Desde esta segunda reflexión me gustaría que nos acercaramos juntos a la Oración de Jesús por sus discípulos (Juan 17:1-26).

Leyendo detenidamente la oración de Nuestro Señor Jesucristo, podemos llegar a la conclusión de que Jesús está preocupado por sus discípulos, su pervivencia y la continuidad de su misión una vez que ésta recaiga bajo la responsabilidad de ellos.

Su preocupación se centra en un asunto importante que tiene que ver precisamente con la pervivencia y la misión del cristianismo, y ese asunto es la UNIDAD DE LOS CREYENTES.

Y es que este ha sido un problema en la historia de la iglesia

Ejemplos de iglesias divididas

  • Una iglesia donde hubo división entre dos grupos. Ambos grupos creían que el otro grupo era el privilegiado en las actividades de la iglesia. Ambos grupos amenazaban marcharse y habían llevado sus quejas a los líderes.
  • Una iglesia donde dos mujeres están en desacuerdo y mantiene diferentes pleitos. No se sabe bien que tipo de pleitos tienen, ni porqué de los mismos, pero estos amenazan a la paz y la armonía de toda la congregación.
  • Una iglesia donde un miembro ha demandado a un hermano. Hay entre ellos alguna clase de pleito, quizás por cuestiones financieras. Los hermanos han llevado su letigio ante un jurado. Por otro lado, la congregación también está dividida en cuanto a sus predicadores. Unos están a favor de un predicador y otros tiene su predilecto. Y eso no termina aquí. La iglesia está dividida entorno a la liturgia que se sigue en los cultos.

Revisando estos conflictos puede parecer que nos estamos refiriendo a cualquier iglesia que conocemos, pero son conflictos desatados en la iglesia del Nuevo Testamento.

  • Los dos grupos eran las viudas judías y las griegas en Jerusalén. El conflicto lo leemos en Hechos 6:1. ¿Recuerdas cómo el conflicto amenazaba la unidad de la iglesia?
  • Las dos mujeres conflictivas eran Evodia y Sintique, ambas colaboradoras del apóstol Pablo y miembros de la iglesia en Filipos. Filipenses 4:2 y 3.
  • Y la última iglesia en conflicto es la de Corinto.

Las amenazas a la unidad de la iglesia y la relevancia que ésta tiene en la pervivencia y continuidad de la misión del Cristianismo en el mundo, es algo tan antiguo como la iglesia misma. Desde el principio cuando uno repasa el evangelio, se da cuenta de las luchas por el poder que se establecieron entre el grupo de seguidores de Cristo (Mateo 18:1-5; 20:20-28), las pretensiones individuales egoístas fomentan las guerras intestinas en los grupos sociales  (Santiago 4invasor. Sabemos por tanto, que la causa principal de las divisiones tiene que ver con el egoísmo y los deseos de la carne.

Ahora podemos entender la preocupación de Jesús en su oración por los discípulos (Juan 17:11, 20,21,22,23 y 26), y el énfasis en la unidad de los creyentes frente al mundo, así como su vinculación a la misión, para que el mundo conozca y crea que tú me has enviado.

Vivimos en una sociedad postmoderna donde el individualismo se ha convertido en uno de los grandes problemas, es dificil mantener el compromiso y las relaciones son cada vez más superficiales y dificiles de mantener en el tiempo. Esto es evidente por el aumento en el índice de enfermedades mentales, ansiedad, depresión, se huye del compromiso, hay un claro incremento en el número de divorcios, suicidios, violencia, marginalidad y exclusión social. La falsa y engañosa libertad del individuo se ha convertido en una verdadera amenaza para las sociedades. Este es el contexto en el que nos ha tocado vivir, de ahí la presión que el sistema ejerce sobre la vida de los creyentes y las dificultades que encontramos para cumplir con la intención de Cristo expresada en la oración.

¿Cómo definirias tú la unidad cristiana?

CONTEXTO.- El apóstol ha tenido noticia por medio de personas que le han visitado, de la situación irregular que está viviendo la iglesia de Corinto. El problemas es que se han formado grupos entorno a lideres que han causado una seria fractura o división en la iglesia. Pablo aprovecha esta situación para instruir a los cristianos de Corinto sobre la unidad de la iglesia.

 El apóstol la define así:

1ª Corintios 1:10 “Os ruego, pues, hermanos, por el nombre de nuestro Señor Jesucristo, que habléis todos una misma cosa, y que no haya entre vosotros divisiones, sino que estéis perfectamente unidos en una misma mente y en un mismo parecer (opinión y/o creencia)”.

Romanos 15: 5-6 “Y que el Dios de la paciencia y del consuelo os conceda tener el mismo sentir los unos  para con los otros conforme a Cristo Jesús, para que unánimes, a una voz, glorifiquéis al Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo”.

Filipenses 2:2 “haced completo mi gozo, siendo del mismo sentir, conservando el mismo amor, unidos en espíritu, dedicados a un mismo propósito”.

¿Cuál es la base de la unidad de los creyentes?

1ª Corintios 1:13

¿Acaso está dividido Cristo? (Juan 17:20-23)

¿Fue crucificado Pablo por vosotros? (Efesios 2:11-22)

¿Fuísteis bautizados en el nombre de Pablo? (Gálatas 3:25-28)

El cristianismo está unido en la persona de Cristo, por medio de la cruz de Cristo, y en la práctica del mandato de Cristo, que es el cumplimiento de su misión.

¿Cuál debe ser mi actitud ante la unidad?

  • 1ª Corintios 1:18-30       
  • Efesios 4:1-6 Yo, que estoy preso por servir al Señor, les ruego que vivan como deben vivir quienes, como ustedes, han sido llamados a formar parte del pueblo de Dios. Sean humildes, amables y pacientes, y con amor dense apoyo los unos a los otros. Hagan todo lo posible por vivir en paz, para que no pierdan la unidad que el Espíritu les dio. Sólo hay una iglesia, sólo hay un Espíritu, y Dios los llamó a una sola esperanza de salvación. Sólo hay un Señor, una fe y un bautismo. Sólo hay un Dios, y es Padre de todos: gobierna sobre todos, actúa por medio de todos, y está en todos.    
  • Filipenses 2:1-15 1 Estoy seguro de que Cristo les ha dado a ustedes poder para animar a los demás. El amor que ustedes tienen los lleva a consolar a otros, y sé que todos tienen el mismo Espíritu y son compasivos. Por eso les pido a todos ustedes que me hagan totalmente feliz, viviendo en armonía y amándose unos a otros. Pónganse de acuerdo en lo que piensan, deseen las mismas cosas y no hagan nada por orgullo o sólo por pelear. Al contrario, hagan todo con humildad y vean a los demás como mejores a ustedes mismos. Nadie busque el bien sólo para sí mismo, sino para todos.

Tengan la misma manera de pensar que tuvo Jesucristo: Aunque Cristo siempre fue igual a Dios, no insistió en esa igualdad. Al contrario, renunció a esa igualdad, y se hizo igual a nosotros, haciéndose esclavo de todos. Como hombre, se humilló a sí mismo y obedeció a Dios hasta la muerte:¡murió clavado en una cruz!  Por eso Dios le otorgó el más alto privilegio, y le dio el más importante de todos los nombres, para que ante él se arrodillen todos los que están en el cielo, y los que están en la tierra, y los que están debajo de la tierra; para que todos reconozcan que Jesucristo es el Señor y den gloria a Dios el Padre.

Queridos hermanos, cuando yo estaba con ustedes, siempre me obedecían. Ahora que estoy lejos, deben obedecerme más que nunca. Por eso, con respeto y devoción a Dios, dedíquense a entender lo que significa ser salvado por Dios. Porque es Dios quien los motiva a hacer el bien y les ayuda a practicarlo, y lo hace porque así lo quiere. Hagan todo sin hablar mal de nadie ni discutir por todo, para que no pequen ni nadie pueda culparlos de nada. En este mundo lleno de gente malvada y pecadora, ustedes, como hijos de Dios, deben alejarse de la maldad y brillar por su buen comportamiento.

 

  • La necesidad de madurar para mantenernos unidos (1 Corintios 3:1-23)

CONCLUSIÓN

Los creyentes debemos ser uno en mente, esfuerzo y propósito para de esta manera poder ejercer una poderosa y beneficiosa influencia en nuestra sociedad.


Tags: Unidad, Individualismo, Cuerpo de Cristo, Iglesia

Publicado por carlosmartiroy @ 18:03  | Predicaciones
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios